sábado, 13 de diciembre de 2014

Celebración comunitaria de la penitencia

Celebrar cristianamente las fiestas de Navidad no se sólo, ni sobre todo, cuestión de turrón y champán. Es ante todo y, sobre todo, conciencia de que el Hijo de Dios vino a la tierra para, compartiendo la condición humana, abrir para los humanos un horizonte de futuro. Para decirnos y demostrarnos que Dios nos ama y quiere salvarnos. El Hijo de Dios hecho Hombre, Jesucristo, es nuestro Salvador. Hay futuro. Existe una meta. Él, Jesucristo, es el "camino que lleva al Padre" (Jn. 14,6). Por eso los ángeles cantaron sobre el Portal de Belén, donde Jesús nace: "Gloria a Dios en el Cielo y en la tierra paz a los hombres que ama el Señor".
Pues bien, para disponernos a celebrar bien como cristianos todo eso, el día 20 de diciembre, a las 6 de la tarde, tendremos en la Parroquia una celebración comunitaria de la Penitencia. Quienes lo deseen podrán confesarse.

No hay comentarios:

Publicar un comentario